El frío golpea a los argentinos

Buenos Aires. Por Maylín Vidal/PL | 19 junio de 2017


El invierno ya se posa en Buenos Aires y gran parte de Argentina y los termómetros así lo registran: este lunes al amanecer la temperatura en esta capital descendió a dos grados con una sensación térmica de 0,6.

El frente frío que avanzó desde el sur ya cubre gran parte de esta nación austral y mientras en la región patagónica, en especial en ciudades como Esquel y Bariloche, se registran fuertes heladas, con hasta menos de 12 grados, en Buenos Aires los porteños sacan de sus armarios todo lo que pueden para cobijarse.

Y esto, apuntan muchos transeúntes, apenas comienza. Mañana, por ejemplo, se pronostica aún más frío con una mínima de 0 grados en la capital y una sensación térmica aún menor.

Hay algunos que añoran este clima, no soportan las altas temperaturas de diciembre, con un calor sofocante que llega a ser irritante, pero otros, aunque acostumbrado a este crudo invierno que se intensifica en julio y agosto, no se adaptan.

Soy muy friolenta, me gusta esta temperatura, pero aquí se siente muy fuerte porque es muy húmedo, comentaba esta mañana una joven de 18 años que se dirigía al colegio.

Los más pequeños, que entran bien temprano a la escuela, iban arropados de pies a cabeza. Si lo comparamos a Buenos Aires y el llamado conurbano con lo que se siente ahora en la Patagonia, los dos grados no son nada, decía una señora de avanzada edad.

Las autoridades han desplegado en varias ciudades de esa región equipos para colaborar en las zonas más afectadas por el temporal de nieve y lluvia y las bajas temperaturas que se registraron en las últimas horas allí.

La intensa nevada en la provincia de Chubut, por ejemplo, obligaron a suspender las clases en Lago Puelo, El Hoyo, El Maitén y Cholila, reportaron medios de prensa locales.

En Esquel hubo una nevada histórica, con poblaciones aisladas mientras las autoridades repartían leña, agua y alimentos en los lugares más necesitados. Según especialistas, la tormenta invernal es una de las más grandes registradas en los últimos años.