El Salvador y Honduras piden a EE.UU alargar protección a inmigrantes

Washington. Agencia PL | 16 junio de 2017


Honduras y El Salvador solicitaron hoy a Estados Unidos de manera formal la prolongación del Estatus de Protección Temporal (TPS, siglas en inglés), programa que beneficia a inmigrantes de sus países hasta inicios de 2018.

El presidente hondureño, Juan Orlando Hernández, afirmó en rueda de prensa en la ciudad de Miami, sede hasta mañana de la Cumbre sobre Prosperidad y Seguridad en Centroamérica, que hizo llegar verbalmente y por escrito la petición al Gobierno del presidente Donald Trump.

Cuando ocurra el momento, esperamos tener la oportunidad de una renovación o una forma para acoger a nuestros compatriotas. Al final es una decisión de Estados Unidos, pero esa gente se lo merece, sostuvo el mandatario.

Por su parte, el vicepresidente salvadoreño, Ã'scar Ortiz, precisó que realizó tal solicitud durante un encuentro con su homólogo estadounidense, Mike Pence.

Junto a Hernández y Ortiz estuvieron en la rueda de prensa el presidente guatemalteco, Jimmy Morales, el secretario norteamericano de Estado, Rex Tillerson, y el canciller mexicano, Luis Videgaray.

Todos ellos participaron este jueves en el primer día de la referida cumbre, que concluye mañana y tiene entre sus objetivos promover el crecimiento económico en el Triángulo Norte centroamericano, integrado por Guatemala, Honduras y El Salvador.

Además asistieron al evento, copatrocinado por Estados Unidos y México, representantes de Belice, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, la Unión Europea, Nicaragua, Panamá y España.

La decisión que Estados Unidos tome sobre el TPS impactará a 57 mil inmigrantes de Honduras y otros 263 mil de El Salvador, cuyos permisos tienen fecha de expirar en enero y marzo próximos, respectivamente, recordaron reportes periodísticos.

En compañía de cinco mil inmigrantes de Nicaragua, los hondureños se benefician de esta protección desde 1999, después del devastador huracán Mitch, y los salvadoreños lo hacen a partir de 2001 tras una serie de terremotos que sacudieron a su país.

Durante el último lustro, los inmigrantes de El Salvador y Honduras tuvieron renovaciones consecutivas del TPS por un período de 18 meses.

Sin embargo, precisaron las fuentes, ahora existe el temor de que la administración de Trump cambie esa política mantenida por su predecesor, Barack Obama.